15 de enero de 2013

Reencuentro con el asfalto en O Calvario

Dos meses después he vuelto a competir participar en una carrera popular: la II edición del Correndo por Vigo (Barrio do Calvario), una carrera publicitada como de 10 Km aproximados pero en realidad la organización contó con 9,7 e incluso puede que fuese algunos metros menos. Ese es un tema que las organizaciones deberían cuidar más, el publicitar la distancia tal y como la han medido, aunque ya se sabe que sólo las distancias homologadas son de las que realmente te puedes fiar.

Lo importante es que se consiguió un buen ambiente en la zona de salida/meta con la conjunción de atletas (unos 800 en categoría absoluta) y público. Quizá el hecho que se anunciara a bombo y platillo la participación invitada de Martín Fíz y Jaume Leiva atrajo algo más de público, aunque los que ya llevamos unas cuantas populares a nuestras espaldas sabemos que estas carreras no las hacen grandes los grandes nombre participantes, si no las buenas organizaciones. Pero bueno, el ambiente era fantástico y eso que la mañana no invitaba a ello, aunque el tiempo dió la tregua justa para la celebración de la carrera sin lluvia e incluso con unos tímidos rayos de sol.

Buen ambiente de público


En cuanto a mi desempeño, me lo he tomado con mucha calma. Esta ha sido la primera semana completa de entrenamiento en mucho tiempo (5 salidas, 34,6 km en total) así que tampoco podía pedir mucho. Salí desde atrás, poco a poco y hablando con algún compañero de club con los que me iba cruzando. El recorrido era bastante favorable con sólo una rampa ascendente de unos 300-400 metros pero que no es "nada dura" si no vas a tope. Tras cubrir la primera vuelta en un ritmo de unos 5:20, ya en el km 6 alcancé a mis amigos Nieves y Jose a los que acompañé durante kilómetro y pico hasta que mi ritmo me alejaba de ellos. Al pasar por el 8 miré hacia atrás y los vi a unos 150 metros, así que decidí aflojar para que me alcanzasen y entrar los tres juntos en la meta una vez más. Al final 51 minutos, aun ritmo de 5:12 que era lo que me había propuesto (5:10) yendo muy cómodo en todo el recorrido simplemente acumulando kilómetros de cara a objetivos mayores.

Tras la carrera, entrega de premios en donde mi amiga Nieves quedó de segunda de su categoría, recibiendo la copa de Martín Fíz, y yo volví a subir a un podium como integrante del equipo más numeroso de la carrera.

Nieves, junto a Martín Fíz bajo la atenta mirada de Abel Caballero (Alcalde de Vigo)



Enlaces útiles:




Mi valoración (subjetiva) de esta carrera: 8.0

  • Recorrido: 8
  • Organización: 7
  • Ambiente: 8
  • Meteo: 8
  • Sensaciones: 9